domingo, 25 de junio de 2017

La memoria histórica ( X X I ).


Como ya sabrán, el periódico “El liberal” fue un diario que se editaba durante la I I República española. De carácter liberal-republicano, se le consideraba un tanto sensacionalista.


En ese dicho periódico, al día siguiente de ser vilmente asesinado Calvo Sotelo, apareció un escrito del orondo Indalecio Prieto, que decía:

“Si la reacción sueña con un golpe de Estado incruento, como el de 1923, se equivoca de medio a medio. Si supone que encontrará al régimen indefenso, se engaña. Para vencer habrá de saltar por encima del valladar humano que le opondrán las masas proletarias. Será, lo tengo dicho muchas veces, una batalla a muerte, porque cada uno de los bandos sabe que el adversario, si triunfa, no le dará cuartel”. 

Lo que no dice dicho orondo, es que Calvo Sotelo recibió dos tiros en la nuca de Luis Cuenca, militante de las Juventudes Socialistas, lideradas por Santiago Carrillo que, poco después, cambiaría la chaqueta al PCE. Dicho Luis Cuenca, era un pistolero de la escolta de Indalecio Prieto. 

Como siempre, mintiendo, omitiendo y engañando.

Nota.- Próximamente comentaremos el libro “La noche que mataron a Calvo Sotelo”, autor Ian Gibson, Editorial Argos Vergara, S.A., Barcelona, febrero 1982, 285 páginas, incluido ÍNDICE DE NOMBRES.


Continuará.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog